El circuito de Peralvillo fue cedido por un particular, hasta ver qué hacia con el terreno, y se fue haciendo todo con las aportaciones de pilotos. El que sea allí y no en otro lado es totalmente accidental y casual.